9 sep. 2004

Haciendo los Deberes

La actividad política requiere, entre otras muchas virtudes, de mesura, inteligencia, honradez, sinceridad. Eso es, al menos, lo que pensamos -o lo que nos han enseñado que debemos pensar- los que estamos abajo, en el llano y que somos quienes elegimos a esos hombres maravillosos. De ahí la decepción, el desconcierto, la furia cuando descubrimos en ellos la miseria más profunda, los deseos más bajos, la mentira más vulgar.
Ya lo había oído en la radio, luego lo leí aquí.
No es para asombrarse ni mucho menos; pero no deja de llamar la atención el desparpajo de Cheney, el benemérito vicepresidente de los Estados Unidos. Según dijo en la convención republicana, si Kerry fuera elegido presidente Estados Unidos sería víctima de otro ataque terrorista. Como siempre, después dijo que sus palabras habían sido malinterpretadas, etc. etc. Vieja táctica la de Cheney, vieja táctica muy usada por el mismo Bush también: Miente. Aunque haya que desmentir después, miente; que algo queda.
Las palabras de Cheney son de una irresponsabilidad total; pero como ya dije antes: ¿A quién asombra? ¿Y a quién le importa? La cuestión en estos momentos es la de aterrorizar a todo Estados Unidos. Bush, Cheney y todos sus secuaces (Rupert Murdoch y sus cadenas de comunicación, por ejemplo, sobre todo FOX NEWS) viven con la palabra terror en la boca (con respecto a esto prometo que voy a tomarte el desagradable trabajo de contar cuantas veces la palabra "terror" aparece en FOX NEWS. Acepto apuestas.) y hacen correr constantemente el fantasma de los aviones de septiembre sobre todo el país y, a veces, sobre el mundo entero; siendo ellos, claro está, los únicos en condiciones de salvar al planeta. El Joker y El Acertijo disfrazados de Batman y Robin.

El método del terror en los talleres, en las fábricas, en los locales de asambleas y en las manifestaciones en masa, será siempre coronado por el éxito mientras no se le enfrente otro terror de efectos análogos.
Adolf Hitler
(Mi Lucha. Edit. Temas Contemporáneos, 1986. Pág. 36)

3 comentarios:

pride of nothing dijo...

Sabes? En teoria los politicos, que tienen el poder y la obligacion de velar por su gente, deberian tener todas esas virtudes que dices en tu excelente post, pero todos sabemos que la mayoria no las tiene, yo estoy segura que en las universidades donde estudian (y esto es relativo porque cualquiera puede llegar al poder)les inculcan los valores morales, sociales y demas, pero una vez en el cargo se vuelven locos con el poder y el dinero usandolo para sus intereses personales y familiares (lease nepotismo...)entonces es comprensible porque la gente ya no cree en ninguna de sus promesas para conseguir el voto...
Me da miedo sabes? da miedo lo que pueda pasar en el futuro con nuestros paises, porque por alguien hay que votar pero eso no nos asegura nada, al final el unico perjudicado es el pais...
Haciendo remembranza a tu post anterior hacia el odio me hiciste ver que si odio, y es a los politicos con sus mentiras y su ambicion egoista!!
Y tengo miedo....mucho miedo del futuro...


PD: Te visito siempre, te leo, eres una persona a la que da gusto leer, te preocupas por los temas sociales y me intrigas, ojala escribiera asi, pero cuando voy a postear en mi blog se me bloquea el cerebro jaja, muchos abrazos desde aca :)

paula! dijo...

y sí, la conveniencia en estos casos ya no se enfrasca en un campo plural, sino netamente individual, es por lo que los políticos y cualquier peón con algo de poder en sus manos, transfigura todos esos valores de los que habla carol en su comm anterior. porque suene bien tirado de los pelos... el ser humano es el único animal netamente egoísta, que por su propio bienestar (económico, político y bla bla bla), puede pisotear y aprovecharse de la debilidad y el temor del otro. y digamos que es la única forma de mantener a una multitud bajo cierto control psicológico.
y si tú a los 4 te tomabas tu sopa por temor a que el cuco llegara y te raptara, los yankees también tienen hoy por hoy un campo de selección bastante agrietado y confuso. como para confirmar que el vox populi, vox dei desde siempre fue una gran estupidez.

ya sé que hablo puras idioteces, pero vamos! sólo tengo 18 años. no es excusa, pero al menos con mi mamá funciona.
muchos saludos.
y está demás decir que me encantó tu blog.

paula!

Borgeano dijo...

Gracias Carol, gracias Paula por sus comentarios. espero tenerlas seguido por aca.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...